Invertir en oro: Guía para principiantes

guia para invertir en oro

En el contexto actual, en donde la economía mundial se ha visto afectada por los efectos de la pandemia, invertir en oro puede ser la tabla de salvación para las carteras de inversión de millones de ahorradores.

Todo parece indicar que este mismo contexto de caos financiero, se va a mantener por varios años, lo que le da aun mayor relevancia a la inversión en oro.

El oro siempre se ha visto como un activo que tiene y tendrá valor. Esto le da una solidez impresionante como activo refugio.

En épocas de problemas financieros, en los que los valores de acciones caen, el oro repunta su valor. Esto hace que muchos inversores busquen el oro como inversión en este contexto.

Sabiendo eso, he querido presentarte esta guía, en donde aprenderás a cómo invertir en oro, explicándote detalladamente las distintas formas de realizar esta inversión y cuáles serían las más convenientes.

Precios del oro

Si analizamos el precio del oro a lo largo de la historia, hemos visto un comportamiento bastante estable, con tendencia al alza, hasta la década del 2.000 en el que se disparó su valor.

En la década del 2.000 el precio del oro rondaba los 300 dólares la onza, y 20 años después, ya rondaba los 2.000 dólares por onza...

Significa que este valor entregó un beneficio de más del 500% en 20 años, algo impresionante.

Luego de este subidón, el precio se ha mantenido por debajo de la barrera de los 2.000 dólares de manera estable.

Uno de los factores que ha influido en este precio en los últimos dos años, es la pandemia y su efecto sobre la economía mundial.

Y en el futuro cercano, la economía mundial no parece recuperarse a sus antiguos niveles, por lo que, el oro sigue siendo un valor atractivo de inversión.

Invertir en oro contra la inflación

El dinero fiduciario se puede crear infinitamente. O sea, se puede "imprimir dinero", y no hay nada que detenga esto. Pero crear demasiado dinero deprecia su valor. En otras palabras, imprimir dinero, genera inflación.

Por el contrario, el oro no se puede “crear”. El oro existente en el planeta, tiene un límite, es una cantidad finita. Significa que su valor no puede ser cero, y es muy estable en el tiempo.

El poder adquisitivo del oro es estable a diferencia del poder adquisitivo de un euro o un dólar, que tiende a disminuir con el tiempo.

Esto significa que en época de inflación, el oro se convierte en un activo de respaldo, aumentando su demanda, y por ende, su precio.

Por lo tanto, puedes usar el oro como una manera de protección futura en contra de la inflación.

Cómo invertir en oro

Hay varias formas para realizar inversiones en oro. Me imagino que ya has oído hablar de comprar oro físico, como monedas o lingotes, pero no son las únicas. También puedes invertir en ETF, CFD, contratos de futuros y otros medios.

Veamos alguna de ellas.

1. Comprar oro físico

Comprar oro físico significa eso, comprar oro de manera tangible, que lo puedas tocar, ver y resguardar. Por lo general, se compra en forma de lingotes o monedas.

Así tendrás un activo en físico que puedes usar como moneda, fuera del sistema bancario. Esto en caso de una debacle financiera mundial en el que el dinero perdiera la totalidad de su valor.

Pero para realizar esta compra, debes también gestionar la ubicación de resguardo, y esto, te costará dinero. Así que debes tenerlo en cuenta.

Cuando hablamos de comprar oro físico, no estamos refiriéndonos a joyas y alhajas. Estamos hablando de “oro de inversión”, un tipo de oro cuya pureza es mayor al 90%, y solo tiene el valor relacionado a su precio de mercado.

El oro de joyería tiene mayor valor que el oro de inversión, porque se debe agregar el trabajo y el arte relacionado a la joya. Este tipo de oro no te sirve como inversión, porque ese valor adicional, no es objetivo.

Por ejemplo. Puedes comprar un anillo de oro en 50.000 euros, por su increíble belleza y trabajo de ornamentación, y sin embargo, pesando el oro, solo tendría un valor de 10.000 euros.

Si necesitas venderlo, tendrías que buscar a alguien que valore por igual ese trabajo de joyería, lo cual es mucho más difícil, que venderlo por su precio en oro.

Por ello, al hablar de inversión, no puedes hacerte de oro de joyería, de colección, de antigüedades, debes evitarlo a toda costa. En cambio, debes buscar el oro de inversión, el que se maneja por su valor intrínseco. Las monedas de este tipo son conocidas como “Monedas bullion”.

Compra oro en tienda física

Se puede comprar oro en tiendas especializadas de compra y venta de oro de inversión. En este tipo de inversión, debes ir a la tienda y debes realizar tu compra de forma directa.

De acuerdo a la cantidad de oro comprado en la tienda, pagarás una prima. La prima es la diferencia entre el valor de venta y el valor de mercado. Significa que pagarás un poco más que el precio del mercado, por tener el oro físicamente en tus manos.

Esto pasa, porque el vendedor debe ganarse algo durante la transacción, es normal. Pero debes tener cuidado que esta prima no sea tan alta. Se considera que un 5% es una prima aceptable, y 10% es una prima costosa y prohibitiva.

Para este tipo de compras, tendrás la disponibilidad de comprar el oro en forma de lingotes o en forma de monedas. Prefiere las monedas, monedas bullion.

Las monedas bullion son más fáciles de negociar y tendrán compradores mucho más rápido. Además, son muy hermosas. Hazte de monedas reconocidas como el Krugerrand sudafricano, la Filarmónica austriaca, o la Britannia.

Compra oro en línea

El mercado de oro físico en línea es altamente demandado y tiene una gran competencia. Esto es muy conveniente para el comprador, porque se beneficia de primas más bajas, en comparación a la compra directa en tienda.

Además, podrás comparar precios y revisar las características de las monedas desde la comodidad de tu hogar.

También podrás corroborar la integridad del sitio vendedor, sus referencias, las valoraciones que tenga con respecto a otros compradores, las garantías que puede ofrecer, etc.

Como parte del servicio de compra, estos sitios de venta de oro en línea cuentan con seguros de compra hasta que el paquete llegue a tu casa.

Una recomendación que te ofrezco, no compres en sitios de China. Dale prioridad a sitios Europeos, sobre todo alemanes, estonios y de aquí, de España.

2. Compra papeles de oro

Hacerte de oro físico parece muy atractivo y seguro, pero tienes el riesgo de pérdida y robo, que contaría por parte tuya. A muchas personas no les gusta este riesgo, y prefieren hacerse de papeles de oro, en lugar del oro físico.

No es necesario tener oro físico para invertir en oro. Comprar papeles de oro es otra opción de inversión, que es muy atractiva por su facilidad. Comprarás oro, sin tenerlo. Te explico.

Varios instrumentos financieros permiten replicar el precio del oro, facilitando la inversión para los compradores, sin necesidad de manejar el oro físicamente. Entremos en detalle.

Invierte en oro con ETF

Los ETF (Exchanged Traded Fund) son fondos de inversión cotizados que siguen un índice bursátil. Si son ETF de oro, seguirán el índice bursátil del oro. Hay dos tipos de ETF para invertir en oro:

  • ETF que invierten en cestas de acciones de empresas auríferas, minas de oro y empresas de exploración.
  • ETF que invierten en contratos de futuros de oro que tienen como objetivo replicar el precio del oro.

Para una réplica exacta de los precios del oro, prefiere el segundo tipo de ETF.

Un fondo cotizado en bolsa (ETF) también es una solución atractiva para invertir en oro. Este fondo compra oro directamente en nombre de sus accionistas. Tendrás que pagar una comisión para negociar un ETF, y habrá una tarifa de administración pero realmente ambas son muy bajas.

Además te beneficiarás de un activo líquido que invierte directamente en monedas, lingotes y barras de oro. Y no te preocuparás por el resguardo.

El primer ETF, el de acciones de empresas auríferas, se comportará más como un índice del sector y será influenciado por las actividades de éste, así como el mercado. Este no replica el valor del oro.

Te voy a dar un ejemplo. Imagina que te haces de acciones de una mina de oro con la intención de respaldar tu dinero. Pero, la mina comienza a tener problemas de producción y sus acciones caen. Pierdes dinero.

En cambio, el valor del oro no dependerá del valor de la acción de una minera. Dependerá de las fluctuaciones del mercado, y como ya te lo mencionamos, es bastante estable con tendencia al alza.

Por eso, la recomendación es invertir en ETF de contratos de futuros de oro. Podrás realizar tu inversión desde tu casa, solo haciéndote de una cuenta de valores.

Invierte en oro con CFD

Los CFD (Contracts For Difference) son instrumentos financieros que te permiten beneficiarte de la diferencia entre el precio de compra de un activo y su precio de venta, de allí su nombre.

Para invertir en oro, esto puede resultar práctico ya que obtendrás una réplica casi exacta del precio del oro. También está el hecho, de que puedes usar una función conocida como “Apalancamiento”, el cual es un efecto multiplicador de la transacción inicial.

Este apalancamiento puede ser tan beneficioso como riesgoso. Porque te haría ganar de forma múltiple, pero también puedes perder de la misma manera. Los CFD son muy usados para inversiones a corto y mediano plazo, y es por ello, que no te la recomiendo.

El oro a corto plazo es igual de volátil que cualquier otro índice. Invertir de esta manera parece más una apuesta que una inversión. Y muchos pequeños inversores caen en esto creyendo que están invirtiendo. Perdiendo todo su dinero.

Existe una estadística que indica que más del 70% de las personas que invierten en CFD sin conocer los riesgos, pierden el dinero. Y aunque son muy fáciles de entender, si inviertes a corto plazo, estás corriendo el riesgo de perder tu dinero.

Sin embargo, el método más simple y de fácil acceso es comprar oro a través de CFD de corredores en línea, un método que se adaptará tanto a quienes deseen comerciar con oro como a quienes deseen invertir su dinero a largo plazo en el metal precioso.

3. Invierte en certificados de oro

Otra manera de realizar inversión en oro sin tenerlo de forma directa, es en certificados de oro. Los Certificados de Oro son notas emitidas generalmente por bancos, que tienen oro como parte de su propiedad.

Pero estos certificados, realmente valen si son de calidad. Y su calidad depende del propio banco, de su fortaleza como institución. Puedes encontrar Certificados de Oro realmente atractivos, y otros que no merecen ni analizarlos, así que debes tener mucho cuidado en tu selección.

¿Por qué invertir en oro?

Existen muchos argumentos que te podemos dar para que realices inversiones en oro. Sobre todo en épocas de crisis como la actual, en la que el mercado se ha visto afectado por la pandemia, pero el oro ha subido de precio.

Veamos algunas de estas razones.

1. Protección contra la caída de los mercados

Como ya te lo mencionamos, en tiempos de crisis, en los que los mercados se caen, el oro sube de valor, porque se convierte en una reserva de valor.

El oro muestra una relación inversa con los mercados, porque si los mercados están en alza, el precio del oro se cae.

Esta es la razón por la que el oro se ve como una protección contra las caídas en los mercados por aquellos que invierten en el mercado de valores.

Cuando la incertidumbre del mercado es alta, los inversores se fijarán en el oro, y luego se alejarán cuando el optimismo sea alto y las acciones despeguen.

2. Protección contra la inflación

El oro siempre ha sido una gran protección contra la inflación porque su precio tiende a subir cuando la inflación aparece.

Durante los últimos años, el mercado ha visto cómo el precio del oro se dispara y el mercado de valores se cae durante los períodos de alta inflación.

De hecho, cuando el dinero fiduciario pierde su poder adquisitivo debido a la inflación, el oro ve su valor aumentar automáticamente. El oro es considerado una buena reserva de valor para los inversionistas por este aspecto.

3. Protección contra la deflación

La deflación es lo contrario a la inflación, y es igual de peligrosa. La deflación se define como un período en el que los precios caen, donde la producción de un país se desacelera y la economía se ve agobiada por una deuda excesiva.

Esto hace que el dinero se estanque, la mayoría de las personas optan por guardar su dinero, ya que su poder adquisitivo no decae. Pero entre tanto ahorro, el dinero no circula afectando la producción y la libre economía.

Cuando esto pasa, el oro mantiene su valor, lateralizando. Incluso puede subir, porque esta misma cantidad de ahorro, se puede ir en búsqueda de oro como instrumento de refugio.

4. Protección contra la incertidumbre

Tanto la incertidumbre financiera como geopolítica, afectan a los mercados.

Uno de los motivos por el que los mercados se han visto afectados en las últimas dos décadas, ha sido por la competencia existente entre China y Estados Unidos.

Esto genera cierta incertidumbre geopolítica, afectando a los mercados a la baja.

Y si los mercados se afectan a la baja, ya sabes qué pasa con el oro: Sube su precio. Cuando aumentan las tensiones geopolíticas globales, el oro sube.

Otro ejemplo de incertidumbre, es la que se vive actualmente por el coronavirus. Y este efecto sobre los mercados, hace que el oro suba.

El precio del oro ha experimentado cambios significativos este año en respuesta a la devastación global de la economía por el coronavirus.

5. Aprovechamiento del aumento de la demanda

Los mercados emergentes de Asia, han estimulado la demanda del oro en estos últimos años.

En muchos de estos países, el oro es inseparable de la cultura. Por ejemplo, India es uno de los países que más consume oro en el mundo. China también tiene una alta demanda.

Son mercados que aumentaron la demanda, debido a su mejora del poder adquisitivo y el crecimiento de sus economías.

6. Aprovechamiento de su condición finita

Como ya te lo habíamos mencionado, el oro no es infinito, existe una cantidad específica en la tierra, y a medida que pasa el tiempo, estamos llegando a ese límite.

La escasez de oro, hace que su precio suba, y a medida que nos acercamos al límite, el oro tiende a escasear.

La naturaleza limitada de las reservas de oro en la tierra, es una razón para limitar la oferta, haciendo que el precio suba.

¿Debo invertir en oro?

Por todo lo que te hemos mostrado, invertir en oro es una gran opción en estos momentos. El oro tiene muchas ventajas que no tiene ningún otro activo.

Sin embargo, la inversión a largo plazo es la mejor opción, en comparación al corto plazo. El oro presenta una gran volatilidad al corto plazo, al igual que muchos índices, y debes evitar esa volatilidad para no poner en riesgo tu dinero.

También te puede interesar leer


Top 3 artículos recomendados




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *