4 claves para ahorrar más dinero

¿Quieres saber cómo puedes ahorrar más dinero sin tener que cambiar de trabajo? Sigue leyendo…

Trabajas muy duro y ganas un buen sueldo, pero raro es el mes que puedes ahorrar algo…

Por más que lo has intentado no consigues que tu montoncito crezca, empiezas a pensar que es imposible para ti, que esto del ahorro tiene que ser para los ricos...

Sientes que eres un esclavo del sistema y en tu interior sabes que necesitas cambiar de hábitos, pues estás a una nómina de verte en serios problemas

¿Te resulta familiar esta historia? Si tu respuesta es sí, no desesperes. En primer lugar, déjame que te diga algo… Todo tiene solución, donde hay voluntad hay camino.

En segundo lugar, tu situación es similar a la de la mayoría de la población, sé que no es consuelo, es tan solo un dato.

En un post que publiqué recientemente sobre la importancia de la educación financiera en los niños, comenté los resultados, tristes y reveladores de un estudio que realizaron con un grupo de jóvenes, los llamados millennials en Estados Unidos... Pues bien, un 70% de los que forman este grupo, no dispone de ahorros superiores a los 1000$. Estamos hablando de 70 millones de personas.

Guía gratis finanzas personales samurai financiero

Cómo ahorrar más dinero sin cambiar de trabajo

Una vez realizado el calentamiento oportuno, vamos ahora sí, a estudiar las claves de cómo ahorrar más dinero. Antes de nada, y aunque parezca de tercero de primaria:

Para poder ahorrar más dinero, tienes que querer hacerlo.

Muchas personas dicen que quieren ahorrar, probablemente leyeron en cualquier sitio que es importante… Pero es solo un anhelo, en lo más profundo de su corazón no lo desean lo suficiente, al menos no tanto como comprarse la última videoconsola, ese vestido tan chulo de temporada, o disfrutar de esas merecidas vacaciones (por supuesto pagándolas con la tarjeta de crédito, eso sí, en cómodos plazos).

O de verdad estás comprometido, o no tendrás la suficiente constancia que se necesita para desarrollar el hábito del ahorro.

Controla los gastos

Control de gastos para ahorrar más dinero

Para ahorrar más dinero, lo primero es saber en qué te lo gastas. Si no lo sabes, es imposible hacer nada.

Una de las claves del éxito de cualquier plan financiero, es ser consciente de todo el dinero que pasan por tus manos. La economía personal o familiar, tiene que controlarse como si fuera la de una empresa…

¿Te imaginas una compañía, que no supiera dónde gasta o invierte sus recursos? Estarás conmigo en que no tendría mucho futuro, ¿verdad?

Por tanto, el primer punto clave para empezar a cambiar tu situación financiera, es conocer con todo lujo de detalles dónde se va hasta el último céntimo de todo el dinero que pasa por tus manos.

Reconozco que al principio puede resultar un poco tedioso apuntar cada gasto, por pequeño que este sea, pero con un poco de paciencia y disciplina, verás que no es tan costoso. En cuanto hayas desarrollado el hábito, créeme que se vuelve adictivo.

Para llevar el control de los gastos puedes utilizar diversas herramientas; una simple libreta, hoja de cálculo, aplicaciones. Cualquiera de ellas te puede servir, lo importante no es la herramienta, lo que importa es que lo hagas.

Utiliza la tecnología a tu alcance

Hoy en día raro es muy raro encontrar una persona que no lleve un teléfono encima… A mí me parece súper cómodo tener un aplicación instalada en el teléfono, y en cualquier lugar nada más cometer un gasto, poder apuntarlo…

Es importante que no subestimes este paso, una vez que tengas una muestra de tus patrones de consumo y gastos ( 2 o 3 meses mínimo), podrás realizar un estudio y determinar cuáles son los gastos (llamados termita) que están haciéndole “agujeros” a tu economía.

En la mayoría de los casos, este tipo de gastos son completamente superficiales e innecesarios. Aquellos que sueles cometer por inercia, al no haber tomado consciencia y no tener un plan de ahorro diseñado.

Evitar este tipo de gastos no es difícil una vez que los tienes controlados, porque normalmente no te producen ni placer ni diversión. Hablaremos con más detalle de este tipo de gastos en otro post, pues se merecen un artículo entero.

Págate a ti primero

págate a ti primero si quieres ahorrar más dinero

Para poder ahorrar más dinero tienes que pagarte a ti mismo primero. Así de sencillo.

—No puedo hacer eso… Tengo que pagar la hipoteca, el colegio de los niños, la gasolina, el gimnasio, el almuerzo en el bar, etc.

—Me respondes poniéndote a  la defensiva…

Te lo voy a dejar claro, si no te pagas a ti primero, no conseguirás nunca ahorrar más dinero. ¿Por qué? Muy sencillo… Cuántas veces te has dicho a ti mismo, este mes tengo que ahorrar, voy a  controlarme, lo que me sobre a final de mes lo meto en la “hucha”…

Pero por arte de magia, siempre ocurre algo que imposibilita cumplir la misión... Una cena que no esperabas con los amigos, una avería repentina del coche, el recibo del seguro o de la contribución (tendrías que saber que llegaban este mes). Siempre pasa lo mismo.

Déjame que te pregunte algo, ¿quién es el que se levanta todos los días para ir a trabajar? Tú, ¿verdad?,  entonces qué problema hay en pagarte a ti primero… Mi opinión es que es justo, adecuado y necesario.

Le pagas primero al banquero, tendero, kiosquero, gasolinero,  a todos los “eros” antes que a ti mismo, ¿no crees incluso que es una falta de respeto hacia tu persona?

En conclusión, si quieres ahorrar más dinero págate a ti primero.

Dicho esto, una vez te hayas pagado, no salgas corriendo a comprarte cualquier frivolidad o darte un homenaje... Piensa en ese dinero como algo sagrado, tu futuro bienestar económico depende de él. Recuerda:

El dinero solo puede gastarse o invertirse

Click para Twittear

Si te lo gastas, se acabó. Pero si ahorras e inviertes tu dinero con sabiduría, podrás ver cómo trabaja para ti.

Una vez hemos visto el concepto del “preahorro”, seguro que te preguntas…

¿Cuánto dinero tengo que ahorrar?

cuánto dinero tengo que ahorrar

La cifra mínima es un 10% de todo el dinero que pase por tus manos. Digo mínima, porque en un escenario ideal deberías de ser capaz de ahorrar entre un 40% y un 60% de todos tus ingresos.

—Pero es imposible, ahora mismo me gasto más de lo que gano… ¿Cómo puedo ahorrar ni tan siquiera un 10%?

—Déjame que te pregunta algo; ¿por dónde se sale de un callejón sin salida? Exacto, por el mismo lugar por el que entraste.

Puede ser que en estos momentos tu situación no te permite ahorrar ese 10%, y esta situación se debe a un problema estructural en el modo en que gestionas tu economía.

No te conozco, pero te voy a decir algo... Si no tomas medidas; control de gastos, disminución de la deuda, establecer objetivos financieros, incrementar el ahorro, etc. Tu vida, al menos en el plano económico, no va ser un paseo por el parque.

En consecuencia, si  en estos momentos no puedes ahorrar los porcentajes que hemos comentado, tendrás que bajar la cifra. Qué te parece empezar con un 5%, un 3%, incluso un triste 1%...  Determina una cifra y comienza desde hoy mismo a crear el hábito.

Te puedo asegurar (lo he visto muchas veces) que si nada más cobres el sueldo, separas esa cantidad, llegarás al final de mes igual que si no lo hubieras hecho.

Como todo en la vida, la maestría requiere de práctica. El hábito del ahorro es una habilidad, y como tal, necesitas tiempo para desarrollarla.

Evita las compras compulsivas

evita las compras impulsivas para ahorrar más dinero

Cuántas veces te has ido de compras súper [email protected], cargando la tarjeta de crédito hasta límites insospechados… Para llegar a casa, probártelo todo varias veces, experimentar un subidón de moral...

Para lamentablemente, darte cuenta pasadas unas horas que estás igual o peor anímicamente que antes de esa gran compra.

No te preocupes, a todos no ha pasado alguna vez, bienvenido a la economía conductual.

La sociedad en la que vivimos se ha construido al abrigo del consumo, todo gira en torno a que compremos más cosas… Se han creado industrias de miles de millones con el único propósito de manipularnos para hacernos sentir infelices sino tenemos el último IPhone, el coche con las llantas más grandes, o la televisión de más pulgadas.

No caigas en el espejismo de la gratificación instantánea

Compramos todos esos “juguetes”, normalmente a crédito (pagando más de un 20% de intereses al año) con la esperanza de que la posesión de estos nos hará sentir mejor… La mayoría de las personas se han convertido en “yonkies” de la gratificación instantánea.

El instante pasa, y lo que queda es la deuda y los caprichos adquiridos cuyo precio ha caído entre un 20% y un 40% nada más llegar a casa. Eso no es lo peor, según sean los “cómodos” plazos que hayas elegido para pagar la fiesta, tendrás que abonar en ocasiones más del doble de lo que te costaron.

Has caído en la trampa, te acabas de convertir en un esclavo del sistema, persiguiendo un espejismo de felicidad, has firmado un compromiso real que tendrás que pagar con tu tiempo y el sudor de tu frente.

Moraleja, si quieres ahorrar más, mucho cuidado con las compras compulsivas, pueden hundir el barco de tus finanzas personales.

Para evitar caer en la tentación, las compras que realices deberían de estar planificadas. Nunca compres nada en caliente; toma notas, compara precios, medítalo con la almohada…

En resumen, antes de acometer cualquier clase de gasto, piénsatelo des veces.

Una buena práctica, es hacerse dos preguntas antes de comprar nada:

  1. ¿De verdad necesito esto? 
  2. ¿Me va a hacer más feliz?

Siempre que alguna de las respuestas sean negativas, desecha la compra.

Recuerda, el dinero solo se puede gastar o invertir, si lo gastas no trabajará para ti.

Desarrolla un plan de ahorro

desarrolla un plan de ahorro para ahorrar más dinero

Si quieres ahorrar más dinero tienes que tener un porqué. No es lo mismo ahorrar por ahorrar, que hacerlo porque quieres alcanzar la independencia económica.

Al contar con un porqué poderoso, algo que de verdad te motive, encontrarás el cómo.

Por el contrario, si careces de una buena causa, abandonarás en tu empeño a las primeras de cambio.

Tal vez quieras ahorrar para hacer tu viaje soñado, renovar los muebles de la casa o cambiar de coche…

Mi consejo es que todo lo que ahorres lo distribuyas para diferentes objetivos. Entre los que deberías contemplar puedo nombrar; inversión, ahorro a largo plazo, pago de deudas, fondo de emergencias, desarrollo personal, ocio, etc.

De nada sirve ahorrar solo para comprar algo, una vez realizada la comprar estarás en la casilla de salida otra vez.

Por si te sirve de ejemplo, te digo lo que yo hago en la actualidad… Ahorro más del 40% de todos mis ingresos y los distribuyo de la siguiente manera:

  • 15% Inversiones con riesgo alto
  • 12,5% Inversiones con riesgo medio-bajo
  • 7,5% Desarrollo personal
  • 7,5% Ocio
  • 2,5% Caprichos (ahora mismo restauro un Volkswagen Corrado)

Cómo ves no destino nada del ahorro a compras, para eso utilizo lo que sobra del restante casi 60% de los ingresos, una vez pagados todos los gastos fijos; alquiler, comida, luz, agua, teléfono, combustible, seguros, impuestos, etc.

Dispongo también de un fondo de emergencias, para el cual ya no tengo que ahorrar a menos que lo utilice (no suelo tener muchas emergencias).

No he alcanzado estos niveles de la noche a la mañana. Mis principios fueron duros, poco más de un 3% es con lo que empecé. Pero como dice un buen amigo mío:

Todo lo grande empieza siendo pequeño.

Click para Twittear

Conclusión

Si quieres ahorrar más dinero, tienes que querer de verdad hacerlo. Busca tu porqué, empieza a controlar tus gastos, evita las compras impulsivas y desarrolla un plan de ahorro.

En poco tiempo empezaras a notar los resultados, a partir de ahí, ya nunca nada será igual para ti. Inténtalo, no tienes nada que perder, pero sí mucho, mucho, mucho que ganar...

1 Abrazote.

¡Compartir es vivir!


Únete a los más de 3000 Samuráis Financieros

Kit gratuito finanzas personales sidebar

Podrás DESCARGAR GRATIS el Kit para poner tus finanzas en modo "TURBO" y dejar de preocuparte por el dinero. Además, recibirás en tu Email mis mejores artículos y ... ¡Muchas sorpresas!

Top 3 artículos recomendados


David L. Samurai financiero

Acerca del autor de este artículo: "DAVID L."

David L. es el autor del blog Samurai Financiero, donde comparte estrategias, tácticas y herramientas probadas para ayudarte a tomar el control de tus finanzas y vivir la vida de tus sueños. Si quieres tomar las riendas de tu economía, incluso alcanzar la independencia financiera...

Da el primer paso y descarga el KIT gratuito Samurái Financiero.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
SAMURAI FINANCIERO te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones serán tratados por David López como responsable de esta web. La Finalidad es moderar los comentarios. La Legitimación es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de hosting de Wordpress Engine. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a [email protected] o ante la Autoridad de Control. Encontrarás más información en Política de privacidad.